LA INTERCESIÓN MULTIPLICA LAS BENDICIONES

oracion24x7

🗓️ LA INTERCESIÓN MULTIPLICA LAS BENDICIONES – DÍA 44 🙇🏻‍♂️

📖 DESAFIO DE 100 DIAS DE ORACION – Por Mike Bickle (Devocional) 📈

💎 Las personas que oran son los delegados de Dios; ellos hacen la obra de Dios y llevan a cabo sus planes. (E. M. Bounds) 📝

LA INTERCESIÓN POR los demás hace que las bendiciones multiplicadas vuelvan a la vida de la familia del intercesor. Cada oración de bendición por otra persona es una oración que Dios le devuelve a usted y a sus seres queridos. Jesús prometió: “Dad, y se os dará; medida buena, apretada, remecida y rebosando darán en vuestro regazo; porque con la misma medida con que medís, os volverán a medir” (Lucas 6:38).
La ley del reino requiere que siempre recibamos más de lo que damos. La medida que damos en oración por los demás se nos volverá a medir”. Esta es una de mis promesas favoritas sobre la oración. No importa por quién oramos. Incluso cuando oramos por nuestros enemigos, como Jesús nos ordena hacer, terminamos siendo bendecidos por las oraciones que hacemos por ellos.
Cuando oramos por nuestros enemigos, somos forzados a lidiar con nuestras malas actitudes y a poner nuestro espíritu en orden. Además nos convertimos en los receptores de nuestras oraciones. Por ejemplo: cuando oramos para que el espíritu de sabiduría sea desatado sobre nuestros enemigos, nosotros también recibimos sabiduría.
El principio de bendiciones multiplicadas aplica a todo lo que hacemos en la voluntad de Dios, ya sea que ofrezcamos oraciones, demos dinero o misericordia, o sirvamos a la gente en cosas pequeñas. El Señor multiplica la bendición para nosotros al cien por uno. Nunca, jamás, podremos dar más que Dios. Cada oración inspirada por el Espíritu que hacemos será “devuelta” a nosotros y a nuestros seres queridos.

🎯 EL LLAMADO A LA ACCIÓN
Proponga en su corazón dar con un espíritu de generosidad alegre, confiando en que nunca puede dar más que Dios. Encuentre a alguien con una necesidad especial y dele un regalo anónimo.

🛐 PARA REFLEXIONAR

“No hay ninguno que haya dejado casa, o hermanos, o hermanas, o padre, o madre, o mujer, o hijos, o tierras, por causa de mí y del evangelio, que no reciba cien veces más ahora en este tiempo;…y en el siglo venidero la vida eterna” (Marcos 10:29-30).

🙇🏻‍♂️ Señor, gracias por tu magnífica generosidad y tu atención para multiplicar todo lo que se te da en amor. ¡Es tan glorioso que nunca podamos dar más que tú! Señor, gracias porque tus ojos están sobre mí y que nada se te pasa por alto. Oro por fe y expectativa para ver un fruto de las cosas que he sembrado en secreto. 🧎🏻

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.